Las diferencias entre radiactividad natural y radiactividad artificial.


Maurice Eugène ANDRE, Specialiste en protection nucleaire, biologique, chimique; Président du Parti Progressiste belge (PPB) et du Parti des Europèens progressites (PEP), 54, Quai du Halage, B-4600 Visé BELGIQUE Tel/fax (0032) 4 3793986
TEXTE d´ANTIPAS 8/2000 septiembre de 2000
Repositorio: Colectivo de Investigación sobre las Armas Radiactivas

………………………………………………………………………

DIFERENCIAS ENTRE RADIACTIVIDAD NATURAL Y ARTIFICIAL FRENTE AL EFECTO DE PROXIMIDAD

Algunos “científicos” incluso aquellos de nivel universitario, confunden constantemente las nociones relativas a las dos radiactividades: la natural y la artificial. La palabra natural significa: “que pertenece a la naturaleza, que sale directamente de la naturaleza, que no es debida al trabajo del hombre, que no es alterado, modificado, falsificado por el hombre” (Larousse).

La radiactividad es pues aquella que pertenece a la naturaleza, que es producida por la naturaleza, que no ha sido ni alterada, ni modificada, ni falsificada por el hombre.

La radiactividad natural no es peligrosa para el hombre que coexiste con ella desde hace milenios. La radiactividad natural, de la que forman parte los rayos cósmicos, no es suficientemente ionizante para ser nociva a la vida pues no sobrepasa el potencial de restauración del organismo. Un hombre que pasea por una Naturaleza respetada por los científicos y los tecnócratas no tiene nada que temer; una persona NO puede volverse más radiactiva de lo que es por el hecho de la influencia de la radiactividad natural. Por consiguiente NADIE corre el riesgo de contaminarse en una naturaleza virgen. Se pueden permanecer horas, días, meses, años sobre rocas graníticas: no estaremos nunca irradiados de forma nociva debido a ésta estancia. También se puede ir en avión sin temer el efecto de los rayos cósmicos. En éste tema el lobby nuclear hace comparaciones grotescas cuando pretende que el efecto de los rayos cósmicos es de la misma familia que los efectos de las industrias nucleares.

La naturaleza nos da rayos cósmicos y algunos átomos radiactivos dispersados e inofensivos. Nuestro cuerpo contiene en sí mismo una cantidad estrictamente limitada de potasio débilmente radiactivo (K 40) que cataliza reacciones de naturaleza química y biológica indispensables.

Los átomos radiactivos que nos da la naturaleza son inofensivos para el hombre a condición de que los tecnócratas no comiencen a manipular la radiactividad natural, a deslocalizar los átomos radiactivos naturales y a concentrarlos artificialmente en grandes complejos industriales nucleares. En semejante caso éstos tecnócratas falsifican, alteran y modifican el carácter natural de la radiactividad del medio y de los suelos y producen radiactividad artificial, puesto que está concentrada artificialmente.

Manipulación de las masas. De ésta forma se ve a millones de personas manipuladas vía los grandes medios de comunicación y la televisión puesto que se les afirma por ejemplo que el metal uranio 238 es natural…Es evidente que nunca se encuentra en la naturaleza pepitas de uranio metálico como se encuentran pepitas de oro.

Para llegar a producir uranio 238 metálico hay que practicar numerosas manipulaciones industriales sobre centenares, véase millares de toneladas de tierra y de minerales uraníferos. La tierra y éstos minerales contienen átomos de uranio 238 evidentemente: pero están dispersos en la masa del globo terrestre y por lo tanto son inofensivos por el hecho de ésta dispersión por una parte y por la pantalla de la masa de tierra que los rodea por otra parte.

Pero…alguien con poder financiero o político, puede dar la orden de extraer átomos bien específicos dispersados naturalmente en los suelos y proceder a operaciones industriales que tienen como objetivo reagrupar átomos particulares como los del uranio 238, rompiendo deliberadamente las leyes naturales de dispersión a las cuales éstos átomos están sometidos.

Así centenares, véase millares de toneladas de mineral serán extraídas de las profundidades de la tierra y después manipuladas industrialmente por los tecnócratas.

Después el producto final será presentado al gran público vía tv y los medios de comunicación afirmando que se trata de una materia radiactiva que emite radiaciones de origen natural, cuando en realidad se trata de un producto final que presenta radiactividad artificial manipulada industrialmente y convertida en un concentrado artificial muy peligroso.

Recordemos por lo tanto que cuando el lobby nuclear nos habla de radiactividad natural hay que estar alerta.

El lobby nuclear miente y transforma industrialmente millares de toneladas de materias que presentan la radiactividad natural de entrada en toneladas de materia que presentan toneladas de radiactividad artificial al final del proceso. Éstas materias se han convertido en algo muy peligroso por el hecho de su transformación industrial que ha concentrado su radiactividad. Tales alteraciones de la naturaleza inicial de la radiactividad natural no tienen nada que ver con la noción de lo que es natural.

TRES MANERAS DE CREAR RADIACTIVIDAD ARTIFICIAL

El lobby nuclear actúa especialmente de tres formas muy nefastas para nuestra salud:

1) bien concentra radiactividad natural para transformarla en radiactividad artificial;

2) bien crea directamente átomos radiactivos artificiales desequilibrados bombardeando átomos naturales con neutrones;

3) bien rompe átomos naturales o no naturales, procediendo a su fisión nuclear, lo que produce miles de millares de átomos radiactivos artificiales que se llaman “los desechos nucleares” peligrosos para centenares de millares de años.

¿Porque algunos industriales reciben la orden de buscar y reagrupar átomos de uranio 238?

He aquí la respuesta:

“Cuando los átomos de uranio 238 se reagrupan, las industrias nucleares disponen entonces de numerosos a´tomos que presentan la particularidad de transformarse en plutonio 239 si se les bombardea con neutrones. El plutonio 239 es muy caro porque es uno de los explosivos nucleares creados por los científicos.

¿Cómo crean éstos científicos tenebrosos plutonio 239?

Es muy simple: Basta saber que el átomos de uranio 238 bombardeado por neutrones acaba por captar uno de éstos neutrones y se convierte ipso facto por éste hecho en un átomo de uranio 239. Después basta saber y practicar que el átomo de uranio 239 así creado, es radiactivo igualmente y se desintegra automáticamente y y bastante rápido (*) sin intervención humana emitiendo una partícula beta negativa expulsada del núcleo del átomo (por lo tanto no expulsada del cortejo electrónico periférico) haciendo que el átomo de uranio 239 así creado, se transmute rápidamente en neptunium 239. Éste átomo una vez creado, se desintegra automáticamente según el mismo proceso ( decrecimiento beta negativo) lo que hace que se transmute muy rápido en un átomo de plutonio 239 que tiene una vida media de 24000 años y es un explosivo nuclear.

*Notas: Las semividas que permiten ésta producción rápida son las siguientes: Uranio 239: 23,5 minutos.

Neptunium 239: 2,35 días.

A fin de obtener mucho plutonio 239 hay que tener evidentemente mucho átomos de plutonio 239 y por lo tanto muchos átomos de uranio 238 al inicio del proceso. Ésto explica la extracción intensiva de minerales uraníferos a fin de sacar un máximo de átomos de uranio 238, después los tecnócratas agrupan los átomos de uranio 238 con el fin de acumularlos para posteriormente irradiarlos con neutrones. De ésta forma provocan su transmutación en plutonio 239.

He aquí la ecuación nuclear que resume en una línea el texto explicativo que acabáis de leer precedentemente: Debéis saber además que, incluso si el director de una central nuclear quisiese impedir éste reacción nuclear que plutonio, en su reactor no lo conseguiría..Pues es imposible evitarla. Todas las centrales nucleares producen pues plutonio irradiando con neutrones el contenido del corazón de la central nuclear que contiene siempre, incluso en parte, uranio 238.

¿ En qué se convierte el plutonio 239 golpeado por los neutrones en un reactor nuclear?

Cuando el plutonio 239 es golpeado por neutrones, el corazón del átomo de plutonio se rompe en dos o tres partes del átomo. El átomo roto deja escapar una energía teóricamente de 200 MeV pero en la práctica de 180 MeV (1 MeV = 1 megaelectrón-voltios o millón de electrones-voltios; 1 eV es la energía cinética que se necesita para que un electrón franquee una barrera de potencial de 1 voltio).

En cuando a los pedazos de un átomo roto, se reconstituyen inmediatamente en dos o tres átomos más ligeros y desequilibrados, llamados ” átomos radiactivos artificiales” que son los desechos nucleares llamados también productos de fisión nuclear.

Como en un miligramo de materia hay ya un número gigantesco de átomos, basta romper átomos de 6 kilos de plutonio para llegar a un desprendimiento de calor verdaderamente enorme como en la bomba atómica o en una central nuclear que rompe los átomos.

En ambos casos (la bomba atómica o la central) los átomos se rompen de la misma forma y producen los mismos desechos radiactivos, pero en tiempos diferentes: la bomba en algunos segundos, la central nuclear en varios años. Así en un año una central de 1000 megavatios eléctricos produce desechos radiactivos de 1617 bombas atómicas del tipo de la de Hiroshima. La bomba atómica de Hiroshima tenía una potencia exacta de 14 kilotones (Kt) de trinitrotulueno (TNT) y no de 20 Kt lo que hace que una central nuclear de 1000 megavatios de potencia produce en una año la misma cantidad de calor y de desechos radiactivos que una bomba atómica de 14 Kt multiplicado por 1617 = 22,6 megatones. Ésto es algo que los industriales nucleares tampoco dicen.

¿En qué se convierte los átomos de plutonio fisionados, es decir, rotos?

Los fragmentos, como ya ha sido dicho, se convierte inmediatamente en átomos desequilibrados, por lo tanto radiactivos, que se llaman átomos radiactivos artificiales o desechos nucleares. Es la tercera forma de producir la radiactividad artificial en nuestro medio ambiente. Éstos átomos desequilibrados provienen de la reconstitución de átomos rotos, se desintegran automáticamente en forma beta negativo. Es decir se transforma constantemente en otros átomos radiactivos que se desintegran a su vez y así sucesivamente a fin de forma cadenas de filiación radiactivas artificiales de las cuales el lobby nuclear  no habla nunca. Éste lobby funciona pues invisiblemente y peligrosamente, afirmando lo contrario. Éstos átomos radiactivos artificiales evolucionarán hasta el momento en que lleguen a formar átomos estables: por lo tanto no radiactivos. Ésto puede durar centenares de millones de años a partir del instante en el que éstos átomos desequilibrados han sido creados por los tecnócratas de la industria nuclear.

La creación de átomos desequilibrados artificiales (por bombardeo neutrónico especialmente), añadida a la deslocalización y la manipulación de los átomos naturales radiactivos que son después artificialmente concentrados por la industria nuclear y por fin la fisión de los átomos naturales o artificiales, son procedimientos industriales que conducen a la producción de materias radiactivas peligrosas: todos son venenos creados por los tecnócratas del lobby nuclear.

Éstos venenos son temibles incluso en muy pequeñas cantidades: se trata de la radiactividad artificial introducida en nuestro medio ambiente y en nuestros alimentos. Es indetectable por nuestros sentidos. Toda producción de materia que contenga radiactividad artificial es un crimen aún no aceptado y recogido por nuestras leyes. Toda materia que contenga radiactividad artificial propaga el efecto de los venenos temibles en la biosfera. La nutrición, las bebidas, los frutos y verduras, el aire, los suelos, están contaminados por la radiactividad artificial que multiplica los cánceres y las leucemias en todas partes en el mundo.

Es un crimen abominable contra la humanidad entera, tanto contra la actual como contra la futura.

RADIACTIVIDAD: EFECTOS INTERNOS DE PROXIMIDAD . ¿DE QUÉ SE TRATA?

¿Por qué los efectos internos de proximidad han sido hasta hoy escondidos a los militantes de casi todos los movimientos antinucleares?.

Porque el conocimiento de la existencia de éstos efectos internos de proximidad, no permite remitir a un período de treinta años la salida de la sociedad nuclear…es preciso imperativamente salir de la sociedad nuclear con lo mínimo en los tres primeros años del milenio, es decir en los tres años venideros y no en los treinta años venideros.

EFECTO DE PROXIMIDAD. ¿DE QUÉ SE TRATA?.

En sus numerosos ensayos atómicos, los americanos habían descubierto que los elementos radiactivos emisores alfa no eran muy peligrosos cuando permanecían en el exterior del cuerpo humano…pero… que por el contrario eran extremadamente peligrosos cuando penetraban en el interior del cuerpo.

Ésto fue establecido por numerosas autopsias que constataron graves perturbaciones en numerosos órganos internos de personas que fueron contaminadas por vía interna, vía la respiración, la nutrición, las bebidas y las heridas.

La industria nuclear crea en efecto los principales emisores ALPHA artificiales siguientes:

los plutonimus 236, 238, 239, 240, 242, 244;
los americiums 241, 243;
los californiums 243, 244, 245, 246, 247, 248;

Los americanos habían constatado éstos hechos pero no habían encontrado una explicación matemática de fenómenos. Como especialista de protección nuclear, decidí elucidar ésta cuestión desde 1974. De ésta forma publiqué en 1976 la explicación matemática relativa a éstos fenómenos necrosantos y cancerísgenos internos debido a la contaminación ALPHA interna. Varias revistas de carácter científico internacional publicaron mis trabajos: entre 1976 y 1978 mi descubrimiento fue publicado en varios artículos bajo los títulos siguientes “PLUTONIUM, POUMONS ET EFFETS DE PROXIMITE” (Plutonio, pulmones y efectos de proximidad). Entre éstas revistas se encontraba la revista PRI de Jean PIGNERO en Francia y la publicación internacional científica nº 276 de 1978 ETUDES & EXPANSION (Estudios y Expansión) titulada: ” Especial energías”.

Sin exponer aquí los cálculos que desembocan sobre la explicación matemática de los efectos internos de proximidad, es preciso que los lectores del presente artículo sepan que éste cálculo revela y explica cómo el plutonio ataca directamente nuestras células. El cálculo de los efectos internos de proximidad, demuestran fácilmente que un polvo de plutonio 239 de sólo 1 milésima de milímetro (1 micrón) de espesor cuando llega a penetrar en un plumón por vía respiratoria libera a una parte minúscula de éste pulmón, a la zona pulmonar que rodea directamente el polvo radiactivo, más de 100000 rads por año.

Éste polvo radiactivo ALPHA genera lo que se llama “un punto caliente en el pulmón”. Semejante irradiación puntual es tan intensa que equivale, teniendo en cuenta el factor EBR (eficacia biológica relativa) a una irradiación puntual que tenga una intensidad de 10 millones de veces el valor de la intensidad de la radiactividad natural en el punto caliente concernido.

Éste fenómeno muy ionizante puntual e interno al pulmón, conduce al cáncer inevitablemente. Las creencias sobre las irradiaciones débiles por contaminación interna están lejos de esto.

En realidad los contaminados internos reciben dosis muy importantes, pero a escala histológica, es decir a la escala de la composición de los tejidos de los seres vivos.

De hecho ningún aparato existe para registrar éstas dosis internas pues deberían ser tan pequeños como el polvo de plutonio de 1 micra para lograrlo. Únicamente el cálculo del efecto de proximidad evalúa correctamente la verdadera nocividad.

El fenómeno del efecto interno de proximidad condena a todas las industrias nucleares a su parada inmediata.

Como me confirmó el profesor en física nuclear alemán Jean SCHEER después de haber tomado conciencia de mis conocimientos y de mis cálculos sobre el efecto interno de proximidad en 1976 (ver su carta en anexo).

He aquí por qué el efecto interno de proximidad fue durante años escondido a los militantes antinucleares. El lobby cierra sus compuertas de conocimiento a los pueblos.

Es evidente que el cáncer se propagará por metástasis a partir de irradiaciones puntuales internas en las víctimas que han respirado polvos radiactivos, traídos por las nubes de Chernobil, o bien de los ensayos atómicos así como de los desechos aéreos radiactivos de las centrales nucleares, etc.

Ésta establecido que la radiactividad artificial ha multiplicado significativamente el número de cánceres y leucemias en el mundo. Es una deshonra para los científicos participar en éste gran genocidio difuminado sobre todo el planeta.
RECAPITULACIÓN Y RECUERDOS FUNDAMENTALES
RECAPITULACIÓN Y RECUERDOS FUNDAMENTALES

    
RECAPITULACIÓN Y RECUERDOS FUNDAMENTALES (CONTINUACIÓN)

Los diferentes isótopos de URANIO y sus peligros.

a. Los URANIOS más peligrosos son, por una parte los Uranios emisores de partículas ALPHA que producen efectos internos de proximidad, después de inhalación en forma de partículas quemadas o de compuestos gaseosos; por otra parte, aquellos que muestran una vida radiactiva más corta son los más nocivos, puesto que cuanto más corta es su semivida radiactiva más rápidamente se desintegran; esto significa que emiten entonces más partículas ALPHA en forma de energía cinética ionizante emitida de manera interna, en una tiempo dado en un órgano. Cuanto mayor es el número de las partículas emitidas en un tiempo dado, también es mayor la radiación interna.

b. Recordemos que el exterior del cuerpo está protegido contra las partículas ALPHA por la barrera cutánea córnea. Esta barrera no existe en el interior del cuerpo, donde las partículas ALPHA producen problemas considerables a menudo mortales, parálisis, cánceres, leucemias.

c. El peligro es total cuando los uranios citados penetran en el organismo vía la respiración de polvos quemados y/o alimentación o bebidas contaminadas, o contaminación vía interna a través de la heridas. Los uranios son piróforos. Una vez han penetrado en el interior del cuerpo vía aerosoles, los compuestos uraníferos son muy nocivos debido al efecto de proximidad: irradiaciones intensas internas muy localizadas.

d. Cuadro 3 de los diferentes tipos de uranio que presentan peligros significativos por efecto de proximidad sobre los pulmones cuando estos uranios se encuentran en forma de aerosoles en el aire ambiental.

1. Isótopos
2. Peligrosidad
3. Forma de desintegración
4. Vida media radiactiva en años (***)
5. 1 curio
6. Emisor GAMMA

Sobre la identificación exacta de las diferentes clases de uranio (o de los diferentes isótopos de uranio) ver nota ([ii]).

Suplementos – Escritos Antipas nº10/2000, segunda edición. Edición publicada el 27 de noviembre de 2000.

Palabras clave – Guerra del Golfo (*).

LOS DIFERENTES ERRORES CONSTANTEMENTE ENSEÑADOS y PROPAGADOS EN LA INSTRUCCIÓN TANTO MILITAR COMO CIVIL QUE TRATAN DE LA PROTECCIÓN NUCLEAR

Primer error enseñado en todas partes: La irradiación ALPHA es detenida por una hoja de papel (proposición exacta) y, por lo tanto, no es peligrosa (proposición inexacta).

CORRECCIÓN de este primer error: Las irradiaciones ALPHA son poco peligrosas cuando son emitidas desde el exterior del cuerpo, por el contrario son muy peligrosas cuando son emitidas desde el interior del cuerpo, (se trata del efecto de proximidad). Por ejemplo, tras una contaminación interior con radionucléidos emisores de partículas ALPHA, ya sea por vía respiratoria de polvos radiactivos o por ingestión de bebidas y de alimentos contaminados.

Segundo error enseñado en todas partes: Los tiros o bombardeos con municiones que contienen el U 238 son inofensivos para los artilleros, los soldados y las poblaciones, puesto que el uranio es incapaz de franquear grandes distancias en forma de cenizas uraníferas o lluvias radiactivas, ya que el uranio es un metal demasiado pesado como para encontrarse en la contaminación radiactiva aérea.

CORRECCIÓN de este segundo error: Incluso el Pu 239, metal más pesado que el U 238, se ha encontrado en las nubes derivadas del accidente de Tchernobyl (**) y fue detectado a millares de kilómetros de Tchernobyl.

Lo que lo que influencia la distancia de la contaminación radiactiva aérea de los metales pesados quemados no tiene ninguna relación con la densidad de los metales radiactivos considerados que han sido quemados inicialmente.

Es la dimensión de las cenizas (o partículas) la que decidirá su flotabilidad en el aire. Cuanto más pequeñas son las partículas o polvos metálicos radiactivos quemados (caso de las partículas del orden del micrón o de la milésima de milímetro de espesor) más fácilmente pueden flotar en el aire.

La flotabilidad aérea de las cenizas radiactivas o polvos de los metales pesados proviene de la realidad científica siguiente: “Cuanto más pequeño es un polvo, más superficie tiene por comparación con el volumen que contiene su masa”; tendrá por lo tanto un comportamiento aéreo diferente según su grosor.

Examinemos la relación o cociente superficie/volumen de un polvo. Podemos decir que cuanto más pequeño es un polvo, más importante es su superficie relativa al volumen que esta superficie delimita.

Tomemos el ejemplo de una partícula esférica para explicar este fenómeno. La superficie de una esfera vale 4_R2 y su volumen 4/3._R3.

Constatemos que la relación o cociente Superficie-esfera/volumen-esfera vale 3/R, lo que es una función y no un valor fijo.

En la función considerada 3/R; si R disminuye y tiende hacia 0 la función 3/R tiende hacia el infinito.

Esto significa que cuanto más pequeña se vuelve una esfera, más inmensa se vuelve su superficie con relación a su volumen y por lo tanto a su peso.

En la zona R inferior a 2 micrones (1 micrón vale 1 milésima de milímetro), la superficie de esfera predomina sobre su volumen; la superficie predomina, por lo tanto, también sobre su masa. Entonces las fuerzas electroestáticas del aire y de las nubes se vuelven preponderantes sobre la fuerza de la pesadez: esto significa que la esfera prácticamente va a estar sometida a las fuerzas electroestáticas aéreas que se aplican a su superficie y no a su pesadez. Por ello, un polvo que tiene un espesor cercano al micrón, depende práctica y enteramente de las fuerzas electroestáticas que se aplican a su superficie, del aire, de las condiciones meteorológicas y de las direcciones de los vientos.

Este fenómeno ¡no depende en absoluto de la densidad inicial del metal radiactivo que ha sido quemado! (¡esto es lo que se enseña!)… De esta forma, los polvos que provienen de metales incluso pesados, como el uranio y el plutonio, pueden realizar largos viajes aéreos y penetrar en los pulmones de personas muy alejadas del lugar de emisión de estos polvos radiactivos, como es el caso de los polvos uraníferos que emanan de los impactos de proyectiles de uranio empobrecido.

El uranio es piróforo. Esto significa que todas las pequeñas partes de polvo de uranio se inflaman espontáneamente y se convierten ipso facto en polvos uraníferos capaces de flotar en el aire. El público no especializado puede darse cuenta de este fenómeno visualmente con otras polvos muy pequeños.

“En efecto, quién de entre nosotros no ha observado alguna vez como un rayo de luz que pasa por una rendija revela pequeños polvos visibles a través de la iluminación solar, subiendo y bajando, en una habitación, como si no estuvieran sometidos a la ley de la gravedad. La explicación es que estos polvos son muy pequeños”.

(***) Este documento ha sido enviado al Ministro de la Defensa Nacional de Bélgica, el Sr. André FLAHAUT, con el texto siguiente (aquí publicamos sólo un resumen ya que el documento incluye además una carta personal ):

“Como sabéis examinando el informe del profesor DURAKOVIC (USA), que ha dado una conferencia el 26 de octubre del 2000 en Bruselas, he descubierto que el isótopo “U 236” (proveniente de la desintegración del plutonio 240) estaba presente en la guerra del Golfo (*), integrado con otras formas de uranio en las municiones.

Señalo que el negocio de la venta de diferentes uranios a las Fuerzas Armadas Aliadas es perjudicial para la salud de las tropas, de sus familias y de la población. Es muy grave en mi opinión que nadie os haya informado de estos hechos.

Esta grave cuestión no os ha sido nunca señalada ni por vuestros servicios de información, ni por el oficial médico (el Comandante Médico Zizi) que sin embargo asistió a las revelaciones del Profesor A. Durakovic en Bruselas.

La cuestión de los diferentes uranios ha sido incluso señalada por revistas de gran difusión como “SCIENCE et AVENIR” diciembre del 2000, dossier especial pág. 100-109. Encontrareis en este dossier especial lo que nunca os han señalado los Servicios de Información Militares. ”

El Ministro de Defensa Belga ha contestado a la carta del profesor André diciendole que :

” He recibido sus informaciones que considero con mi más viva atención. … han sido transmitidas a los eslabones militares de forma a informar de la forma más precisa posible sobre los riesgos potenciales que representan para la población general y para nuestros militares en particular, la utilización de municiones que emplean uranio empobrecido.

Os agradezco vuestra ayuda inestimable en este campo muy sensible y preocupante.”

Fuente: Textos de Antipas. Número 10 de 2000, noviembre del año 2000, quinto año, segunda edición. Boletín del Partido Progresita Belga y del Partido de los Europeos Progresistas, depósito legal en la Biblioteca Real de Bélgica, 4 Avenida del Emperador, B-1000 Bruselas.

Contacto: Maurice Eugène ANDRE. Sièges PPB y PEP: 54, Quai du Halage B-4600 Visé Belgique. Tfno/ fax. 0032 04 3793986.

Notas del traductor:

El autor de este trabajo nos transmite una carta en la que afirma que estas prácticas son una catástrofe para la salud de todos los seres vivientes y una grave amenaza para nuestro futuro. Centenares de millares de proyectiles están actualmente almacenados y secretamente provistos de dardos de U 238 (radiactivo, emisor de ALPHA-GAMMA) con otros uranios muy cancerígenos. Su informe trata únicamente del aspecto nuclear de la cuestión puesto que el aspecto químico de los uranios, por ejemplo para los riñones, ya es bien conocido.

(*) Lo dicho para la guerra del golfo es válido para la guerra de Yugoslavia puesto que la munición de origen Estadounidense era la misma.

(**) Las autoridades y los medios de comunicación ocultaron sistemáticamente, la contaminación por plutonio en el accidente de Tchernobyl.

(***) Vida media radioactiva. Explicación: Es el tiempo en que un elemento radioactivo pierde la mitad de su radiactividad. Por ejemplo: El Iodo 131 tiene un periodo de 8 días, el cesio 134 tiene un periodo de 2,3 años. Pero esto no significa que en el doble de este periodo su radiactividad y su peligrosidad hayan desaparecido como podría pensarse y sugieren los medios de comunicación. La realidad es mucho más terrible ya que la disminución de su radiactividad es después muy lenta. En el caso del Iodo 131, 800 años después sigue existiendo radiactividad ( =.009 %), en el caso del cesio 134, 800 años después sigue existiendo radiactividad ( =.096 %) !!!.

————————————–

[i] Habríamos podido calcular en el caso de los uranios en cada caso todo en detalle como lo hice inicialmente para el Pu 239. Pero no es necesario puesto que se puede extrapolar fácilmente, como acabo de explicar, a partir del número de veces que la VRN es emitida en un punto caliente por un polvo de Pu 239, metal radiactivo muy peligroso que proporciona un máximo de la VRN en un punto caliente concernido, es decir, 10 millones de veces la VRN.

Se puede constatar que el U 234 es extremadamente peligroso en irradiaciones internas y conduce a una acción muy invalidante y mortal a largo plazo.

[ii] Identificación exacta de las diferentes clases de uranio (o de los diferentes isótopos de uranio). Esta identificación es fácil si se utiliza un espectrómetro. Este aparato identifica cada isótopo detectando las frecuencias de GAMMA que le son propias y que son verdaderas firmas que caracterizan todos los cuerpos radiactivos existentes. 
……………………………………………………………………..

Advertisements
Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: